8/12/14

Chicas de Brooklyn


Cinco amigas comparten una casa en Brooklyn. Todas son jóvenes, acaban de mudarse a Nueva York y tratan de cumplir sus sueños. Sin embargo, encontrar su camino en la vida no será tan fácil.

Pia consigue su primer trabajo, en una agencia de relciones públicas, pero una semana después de incorporarse ya lo ha perdido. Todo por culpa de unas fotos comprometedoras colgadas en facebook de una fiesta que se les fue de las mano. 

Así que con 22 años y una licenciatura en Historia del Arte, Pia se ha quedado sin blanca, sin experiencia, sin perspectivas laborales... por no hablar de las amorosas. Pero se deja llevar por la inspiración. ¿La solución? Nada menos que lanzarse a la conquista de los neoyorkinos a pie de calle, con una camioneta de tercera mano, y vender platos sencillos y saludables.

Chicas de Brooklyn es una historia sencilla, amena, que sirve para pasártelo bien durante un buen rato.

Pia tiene 22 años y vive con sus amigas en un piso. Algo que normalmente es un desastre. Es la típica niña rica a la que se lo han servido todo en bandeja, incluso fue echada de un internada. Pero cuando sus padres deciden no darle más dinero, y debe demostrar en 6 semanas que puede valerse por sí misma como una adulta, y no como una adolescente. Si no lo cumple, se vuelve a Europa con sus padres, algo que ella no quiere ni loca. Así que Pia se pone a buscar trabajo como una loca y, un día, da con los camiones de comida. Se compra una camioneta rosa y se pone a vender comida por la calle. Algo que le dará problemas. Resulta que el dinero se lo pide a una mafia algo violenta, y debe darle un dinero todos los domingos, si no lo hace se entera... Además, tiene una enemiga en este mercado, que le hace la vida imposible. Claro, que Pia no se rinde y sus amigas le ayudan. Algo que me gusta mucho es esa amistad que las une y que logra que se enfrenten a cualquier cosa juntas. Lo interesante de la comida de Pia es que es completamente sana, pensada para esas personas que quieren comer bien aunque sea de forma rápida, y así no tener que recurrir a las hamburguesas o hot dogs. 

Pia a lo largo de la novela madura y se da cuenta de cómo es la vida, de que no todo es regalado. De que hay que luchar por las cosas y no darlas por hechas. Evoluciona muchísimo y es algo que me encanta. Y sus amigas tampoco es que sean las perfectas, todas tienen sus problemas y cuando Pia empieza a dejar de mirarse el ombligo los descubre y trata de ayudarles. Y es que nadie es perfecto.
Chicas de Brooklyn es la novela que presenta a estos personajes y me parece un buen inicio para la pentalogía en la que se convertirá si es que hace una novela para cada una. La verdad es que me parece muy fresca y adecuada para ese momento en el que quieres leer algo divertido y sin una trama muy profunda. Cuando terminéis esta novela no os vais a parar a reflexionar sobre la vida pero si acabaréis con una gran sonrisa en la cara. Me ha gustado mucho el estilo de Gemma Burguess y seguiré leyendo sus novelas, que sé que me harán pasar un gran rato.

2 comentarios:

Saray dijo...

Hola!

Hace poco me leí la segunda parte de esta saga, sí, así soy yo, y me gustó mucho.
Tiene un poco de todo, momentos divertidos, amor, una lección que aprender... Es perfecto para desconectar.
A ver si me hago con el primero pronto.

Besos!

Alicia Laria dijo...

Me encanta tu blog y las reseñas que haces, muchos besos y feliz navidad.