9/10/15

Todos tenemos un beatle y el mío es George Harrison


Cuando era pequeña mi padre ponía mucho a los Beatles y cuando vi en una portada a Harrison me encantó, no sé por qué. La mayoría se van a Lennon o McCartney pero a mí no me gustaron. Podría decirse que cada beatle está hecho para una persona (si encontráis a alguien de Ringo no le soltéis jamás, son difíciles de encontrar) y para mí era Harrison. 


Siempre he pensado que, si se parecen en algo a su ídolo, los fans de John Lennon tienen que ser un tanto ególatras o solo saben lo del yo, mí, me, conmigo porque a pesar de ser muy bueno como músico él era bastante estúpido y creído. No me hagáis caso ni vayáis a por mí con antorchas pero siempre he tenido manía a Lennon, tal vez sea porque no se ha apreciado el trabajo de Harrison y Ringo cuando también eran buenísimos. 

Harrison era amigo de McCartney y este fue el que le llevó a hacer las pruebas para The quarrymen, banda en la que estaban Lennon y Paul, pero como tenía quince a Lennon le parecía que era muy pequeño, pero no se rindió y tras tocar para ellos acabó formando parte de la banda. Aunque claro, como era el más pequeño pues no es que le trataran muy bien. El grupo se disolvió y formaron los Beatles. 

Harrison era el Beatle tranquilo (así le apodaban) ya que era introvertido y en la prensa no solía ser el centro de atención. Eso sí, como siempre hay que hacer la aclaración, que fuera introvertido no significaba que no hablara y es que con la gente que conocía y tal no callaba y hablaba sin parar. 


Escribió Don't bother me para saber si era capaz de componer ¡y tanto que era capaz! Mis favoritas suelen ser las que escribió él. Escribió unas cuantas y fueron descartadas pero luego fueron publicadas en Help! I need you y You like me to much. Y claro, las cantaba él e hizo varias covers. Luego le enseñaron la música india, aprendió a tocar el sitar y fue uno de los primeros músicos en meter ese instrumentos en la "cultura pop" (lo toca en Norwegian Wood, this bird has flown). Cuando grabaron la película Help! un hindú le dio un libro sobre la reencarnación y se fue metiendo más en la cultura hindú y acabó haciéndose hinduista. Luego abrazó la tradición Hare Krishna, sobre todo el canto del mantra. Compuso hasta veinte temas para los Beatles.

Cuando Lennon y McCartney discutieron, Paul acabó quejándose de la forma de tocar de Harrison  y había mucha tensión entre ellos. Harrison acabó diciéndole "Bien, no me importa. Tocaré lo que quieras que toque o no tocaré nada si no quieres que toque nada. Todo lo que sea por complacerte, lo haré" con sorna, harto de Paul. Abandonó los beatles pero volvió. Harrison, al parecer, se la tenía jurada a McCartney ya que parece que Paul despreciaba su talento como autor.


Compuso Here comes the sun y Something. Esta última fue reconocida por Elvis Presley y Frank Sinatra como uno de sus mejores trabajos. Sinatra se lo dijo a McCartney, imaginad la cara que se le quedó cuanto antes había estado metiéndose con la forma de tocar de Harrison.

Tras la separación de los Beatles cantó en solitario. Como Lennon y McCartney no le habían dejado publicar ni la mitad de lo que había compuesto pues lo publicó él y con esto consiguió callar a todo aquel que no creía en él. Harrison quería dejar a los Beatles atrás, y no tenía mucho cariño por el grupo. Le habían ninguneado, sobre todo Paul.

Fue el primero en crear un concierto benéfico. Concert for Bangla desh reunió a 40.000 personas, tenía como fin recaudar dinero para los refugiados en Pakistán del este, que estaban muriéndose de hambre y estaban llenos de miseria. Aunque hubo un problema: no lo registraron como asociación caritativa así que no le concedieron exenciones fiscales y Harrison acabó pagando un montón porque lo ganado se ponía como ingresos por trabajo cuando todo iba para la causa. Esto provocó que estuviera en contra de los altísimos impuestos y como participaba en causas caritarivas hizo lo posible para pagar lo mínimo posible al Estado.

Se casó dos veces. La primera con Pattie Boyd, que le abandonó y se casó con su amigo Eric Clapton. No os creáis que Harrison le odió, sino que siguieron siendo amigos y él tocó en la boda de Clapton. Con su segunda mujer, Olivia, tuvo a Dhani y si lo veis son dos gotas de agua.

Dhani Harrison

Fue el primer beatle en escribir una autobiografía, I me mine, y aunque en ella habla de su etapa con los beatles habla sobre todo de las cosas que le gustaban a él, incluso dedica un trozo a la fórmula uno. Lennon, por cierto, se enfadó porque no aparecía casi en el libro (veis por qué me cae mal, ¿no?).

Fue el último en enterarse del asesinato de Lennon. ¿Por qué? Tenía el teléfono lejos de su dormitorio y no oía las llamadas.

Creo la productora Handmade Films porque rechazaron el proyecto de La vida de Braian y a él le apetecía ver una película como esa. Salió como reportero en una parodia de los Beatles, The rutles. La productora acabó quebrando. Los beneficios eran al 50% pero él fue el responsable de todas las pérdidas, algo injusto.

En diciembre del 99 alguien se metió en su casa y su mujer y él consiguieron reducirle. El intruso era un chico de 35 años que estaba loco y que estaba decidido a matarle. 


Harrison tenía cáncer de pulmón y en el 2001 le volvió a aparecer, diagnosticado como metástasis. Era terminal. Decidió pasar los últimos días con su famila y comenzó algunos proyectos que serían acabados por Dhani y Olivia. Falleció en una mansión que poseía McCartney en LA. Murió por el cáncer y por la metástasis en el cerebro.

Se dice que su público no le gustaba porque eran bastante sucios, los conciertos acababan con montañas de basura, botellas, sujetadores, zapatos, y había tanto humo de porro que te colocabas solo respirando. Incluso parece que se planteó si él tenía algo en común con ellos. 



¿Por qué es mi Beatle favorito? Porque era real, no tenía miedo a ser quien era. Tenía sus cosas buenas y sus cosas malas. Tenía muchísimo talento y tocaba la guitarra maravillosamente. Se hizo una carrera en solitario e hizo cosas importantes, como lo de Bangla Desh. A pesar de que tenía un mal carácter a ratos, era un buen hombre, con sus tonterías, como siempre. Porque hizo lo que él creía correcto y lo que le gustaba. No era nombrado en revistas sensacionalistas. Porque la gente pasó de él pero les demostró que valía. Porque por ser bueno la gente se creía que era tonto. George Harrison me encanta, me encantó y me encantará siempre. ¿Por qué? Por esas razones y por ninguna en concreto. Simplemente es Harrison.
Quedáos vosotros con McCartney y Lennon que yo me quedo con Harrison, con su Here comes the sun y con su amistad con Ringo. 

Espero que os haya gustado esta entrada sobre la vida de Harrison. 

¿A vosotros cuál os gusta más? ¿Algún Ringo por la sala?

No hay comentarios: