18/9/19

¿He cumplido mi reto del maratón?


Ya ha pasado la semana del reto y hoy os vengo a hablar de los libros que elegí para el maratón. Hay historias de todos los tamaños y de temáticas un poco variadas. Pero no es que las escogiera por eso, sino porque me apetecía mucho leerlas y tres llevaban en mi cesta de pendientes bastante tiempo. Si me seguís por aquí desde hace tiempo, ya sabréis que no me gusta tener una pila de libros para leer y este año me he prometido que la dejaría a cero. Y sí, lo estoy consiguiendo, ya casi no me quedan novelas para leer en mi cuarto y estoy muy orgullosa de eso. Unas lecturas me han gustado más y otras menos, como siempre. Antes de nada, me dio tiempo a leer cinco de los seis libros, así que lamentablemente esta vez no habrá reseña de Kate Chopin. La comentaré en la siguiente entrada sobre libros. ¿Queréis saber si las lecturas de este reto me han gustado?

1/2/3/4/5/6
Pecados de la noche de Sherrilyn Kenyon: las novelas de cazadores oscuros siempre me gustan y entretienen, creo que Kenyon tiene una forma muy especial de escribir. Sus personajes masculinos me encantan y los femeninos demuestra que se pueden hacer mujeres fuertes y sensibles sin hacer un robot o una damisela en apuros. Esta historia creo que es fundamental para entender el mundo que creó ya hace mucho tiempo esta autora, pues aquí se nos muestra un poco más cómo funcionan ciertas partes como qué ocurre si un cazador oscuro se vuelve malo. ¿Quién lo juzga? ¿Qué castigo recibe? ¿A dónde van cuando un demonio les mata? Y también nos explica de dónde sale la hermana de cierto demonio... Como siempre, una historia divertida con una historia romántica llena de clichés que me encantan y un montón de peleas contra los malos.

Héroes de cobre de Marta Álvarez e Iguazel Serón: esta novela a cuatro manos me ha sorprendido muchísimo. Me atrajo desde el principio porque tiene una estética muy steampunk y es algo que me encanta, pero no sabía si me iba a gustar o no. Las historias de aventuras me gusta más verlas en la televisión que leerlas y pocas veces suelo leer alguna, pero esta me ha conquistado. Es una novela coral (estaba deseando escribir esa palabra), en la que todos tienen voz propia y se nota que están muy trabajados. Apostaría lo que fuera a que las dos tienen este mundo muy bien planificado, pues leyéndolo se ve todo el trabajo que hay detrás. Hay intrigas palaciegas, rebeldes, guerra, traiciones, mentiras, un poco de romance y mucha acción. Me han sorprendido muchísimas veces a lo largo de la novela, pues hay cosas que en absoluto me esperaba. Es un libro gordo en el que, sorprendentemente, no hay nada de paja y los detalles del interior son impresionantes. Han hecho muy buen trabajo y estoy deseando leerlas. Y sí, espero que sigan haciendo hsitorias autoconclusivas porque son mi tipo de novela favorita. 

Amor al primer mordisco de VVAA: esta antología está formada por cuatro novelettes sobre criaturas sobrenaturales. No os voy a decir que me han gustado todas porque no sería verdad. La primera, la de Sherrilyn Kenyon, no es que sea de mis favoritas de ella pero no está mal y es interesante su forma de abordar el mundo de Drácula y Vlad. En cuanto a las otras tres, dos no me han gustado nada y la tercera me parecía interesante al principio por su forma de tratar el tema del hombre lobo pero hay cosas demasiado obvias que no me han gustado. Me compré este libro por el relato de Kenyon, así que por esa parte no he quedado decepcionada pero sí que me hubiera gustado un poco más del resto. Igual es porque nunca antes las había leído y no las conozco tanto, pero me han parecido un poco flojas. 

Slaughterhouse-five de Kurt Vonnegut: este libro me pareció curiosísimo cuando nos mandaron leer el primer capítulo para la universidad. A primeras parece un relato sobre la segunda guerra mundial como cualquier otro, pero poco a poco nos vamos metiendo en una historia de ciencia ficción. El autor nos habla de su experiencia en la guerra y de lo que piensa sobre los conflictos bélicos en una novela llena de humor y de sorpresas. Nos presenta un personaje con un extraño poder, pero que en todo lo demás es normal, y un lugar desconocido del que nadie en la tierra ha oído hablar. Es un libro pacifista sobre la guerra y hay muchas frases contundentes sobre este tema a lo largo de la historia.. Y podríais pensar que meter extraterrestres y viajes en el tiempo hace que se pierda ese mensaje, pero no. Vonnegut se esfuerza en hablar de las secuelas mentales y de lo que hay detrás de la guerra. Muy recomendable si os interesan estos temas. 

Circe de Madeline Miller: tenía muchas ganas de leer esta novela porque me encanta la forma de escribir de Miller, creo que es una de las pocas autoras que sabe hacer suyos los mitos. En este libro descubriremos, obviamente, el personaje de Circe, perteneciente a la mitología griega. Si os pensáis que esta es una novela de aventuras o algo tipo de Rick Riordan, nada más lejos de la realidad. A Miller le gusta hablar más explorar la psicología de los personajes que mandarles de aventuras a un lado y a otro. Y digo esto porque sé que hay mucha gente que se pensaba que era otra cosa. Conoceremos a Circe en su nacimiento y la seguiremos durante milenios, viendo su relación con su familia y sus amantes. Seremos testigos de cómo la rompen el corazón varias veces, de cómo tiene que renunciar a ciertas cosas y luchar por ser ella y no estar bajo el yugo de nadie. Se suponía que tenía que ser una ninfa y dejarse perseguir, pero descubre que tiene poderes y se niega a fingir que no existen. Toda su vida es apaleada y humillada por ser diferente, pero ella sigue adelante. Se interesa por la gente, ayuda a los humanos, se preocupa por Prometeo y cuida de su familia. Pero no solo eso, sino que se habla de los mitos, de la violencia que hay en ellos, de cómo se crearon ciertos monstruos y de lo que hay detrás de un "no sabes lo que tuve que hacer". Eso sí, hay un punto malo y es una violación que sucede en la novela que no tiene ninguna justificación. Aún así, es una de las mejores novelas que he leído este año, me ha gustado muchísimo. 

11/9/19

Esto me ha ayudado a desconectar durante exámenes


En agosto he estado estudiando para los exámenes y no he podido leer todo lo que me hubiera gustado, pero sí que leí algo porque soy incapaz de no hacerlo. Estas historias me han ayudado a desconectar de la lingüística inglesa y a pasar un buen rato en la mayoría de los casos. ¿Conocéis alguno?



Ginelle, el clan de Mallaig de Diane Lacombe: este libro me lo compraron mis padres en la feria del libro porque me había llamado muchísimo la atención. Entre la portada, que es una preciosidad, y que sucede en Escocia, me tenía completamente enamorada. Lo malo es que al leerla me desencanté completamente. Nos cuenta la historia de Gunelle, una noble que se casa por matrimonio concertado, y que va a parar a un castillo escocés sin tener ni idea de gaélico. La historia sucede en la Edad Media, algo que a primeras me pareció muy interesante porque no he leído nada ambientado en esta época. La historia podría haber estado bien, tenía todos los elementos para lograr gustarme: enemies to lovers, intrigas castelares, un montón de escoceses... Pero me ha acabado pareciendo aburrida. La relación amorosa podría haber resultado entretenida, pero pasa de todo acaba en una pastelada cursísima que acaba cansando. Las intrigas se alargan demasiado y creo que sobra una gran parte del libro, o al menos menos vueltas a la misma historia. Una pena porque pensé que me encantaría.

Piso para dos de Beth O'Leary: esta es una novela que me ha sorprendido muchísimo. No esperaba nada de ella y me la cogí simplemente porque la portada me parece que está muy bien diseñada. Empecé a leerla y no os miento si os digo que la devoré en muy pocos días. No es la típica historia romántica, o tal vez sí pero con unos ingredientes bastante especiales. Todo comienza cuando Tiffy tiene que mudarse y no encuentra ningún sitio decente, un día lee un anuncio de un chico que alquila su piso por la noche y ella decide irse a vivir ahí. Después de todo es eso o vivir debajo de un puente. O'Leary aprovecha esta novela tan interesante para hablar de temas tan importantes como el maltrato o la presunción de inocencia, además de para hablar de amor, de la familia, del trabajo... Es una historia preciosa que ha conseguido enamorarme del todo. Creo que la historia tiene su justa medida de cada cosa y tiene unos personajes únicos que parecen reales. Repetiré con esta escritora porque creo que merece la pena, no sé qué tal será en inglés pero la traducción me ha parecido muy buena y fluida. Cuando acabé el libro me entraron ganas de hacer todas las manualidades posibles y es que la protagonista es una editora un poco especial. ¡Ya lo descubriréis! 

Nueve cuentos malvados de Margaret Atwood: cuando lees una colección de relatos, no todos te acaban gustando y esta ha sido una de las pocas veces que no me ha pasado eso. Cuando creía que una historia iba a ser aburridísima, llegaba de repente un giro espectacular que la volvía tremendamente interesante. Atwood es una maestra de la literatura y eso creo que es algo indiscutible. Sabe manejar el lenguaje como nadie y tiene una imaginación desbordante, consigue convertir las cosas ordinarias en extraordinarias y da con el giro de tuerca adecuado siempre que se requiere. Cada relato me parecía más fascinante que el anterior y me gusta que tres de ellos estuvieran unidos por un hilo, aunque fueran independientes. No os puedo contar mucho de los relatos porque os los estropearía, pero leedlos y disfrutadlos. Este mes saca la segunda parte del cuento de la criada y tengo unas ganas ya de leerlo...